domingo, 6 de diciembre de 2015

Reflexiones de fin de año





¿Sabías que cuando introduces una acción en tu vida por un periodo continuo de tiempo, todo a tu alrededor cambia?



El tiempo es algo que nos golpea continuamente. Siempre falta, nunca es suficiente.


El tiempo es un bien valioso, y algunas veces no somos consientes de cómo se nos escapa de las manos y otras nos crea un nivel de estrés muy elevado sabernos imposibilitados para hacer todo lo que queremos…


¿Sabías que generalmente este estrés es producido por falta de organización?


Necesitamos priorizar, decidir, y finalmente actuar en consecuencia. Pero nos cuesta muchísimo ser consecuentes con aquello que deseamos.


Nos falta el hábito.


Y llegados a este punto…


¿Qué aspecto de tu vida familiar te gustaría cambiar YA?


¿Lo has pensado?



Reflexiona por un momento y cuéntamelo si te apetece.

***